22/8/17

LA REALEZA DE MARÍA. LA VIRGEN DE REINA


Coronación de la Virgen. Peter Paul Rubens
El fundamento teológico de la Realeza de María se incluye en el contexto de la glorificación mariana, concretamente en la temática de la Asunción, en la que María fue llevada a los cielos en cuerpo y alma, por su papel en la maternidad divina y al ser preservada de pecado original, en su pleno inmaculista. Por ello, María puede ejercer un papel de mediación junto a Dios, al ser glorificada en el cielo, fundamentada ya en el Antiguo Testamento en un paralelismo bíblico con el concepto de la “gebira”, reflejado en el Libro de los Reyes (1RE 1, 15;2, 18) por lo cual en la dinastía davídica, Betsabé, la Madre del Rey Salomón, tenía un papel primordial, que era interceder por sus súbditos ante el monarca, su propio Hijo, por lo que se sentaba en un trono a su derecha para imponer justicia. Esta visión de María, como Reina del Cielo, se recogería ya en textos apócrifos desde el siglo VI por Gregorio de Tours, e incluido posteriormente en el siglo XII por Jacobo de Vorágine en la “Leyenda Dorada”.

María, por ser Madre de Jesús, el Redentor y Señor del Universo, participa en la soberanía y realeza de su Hijo, que es Dios y que con toda razón pudo de decir: “Se me ha dado pleno poder en el cielo y en la tierra”. Jesús, por el inmenso amor que profesa a su Madre María, la hace Mediadora Universal de todas las gracias. A los siete días de haber celebrado la fiesta de la Asunción de María a los cielos sin haberse corrompido su cuerpo virginal, del que nació Cristo, honra la Iglesia con esta festividad que viene a ser como una continuación lógica de aquella.

Esta doctrina ha sido enseñada siempre por los Santos y por el Magisterio de la Iglesia. Todos los Santos han cantado a una su realeza.
-“Al meditar y considerar devotamente las insignes y excelencias de los meritos por los cuales la Reina de los cielos, Virgen Madre, gloriosísima de Dios, encumbrada sobre los tronos celestiales, brilla entre los astros como estrella de la mañana” Papa Sixto IV, Constitución Apostólica Cum praeexcelsa, 28 de febrero de 1476
-“La Virgen está realzada con diadema de estrellas por su Hijo Dios, sentada ante Él como Reina y Señora del Universo”. León XIII, 1894
-“Salve, Reina de todo el género humano”. San Andrés de Creta.
-“María como Reina, Soberana, Señora y Madre verdadera de Dios, fue trasladada a las regias mansiones de los cielos, y puesta en posesión de los bienes de su Hijo, para que reciba los homenajes de toda criatura… porque el Hijo sometió a su Madre todos los seres creados”.
-“Tenía una corono de doce estrellas. Digna ciertamente de ser coronada con estrellas aquella cuya cabeza resplandece mucho más fulgurante que los mimos astros, a los cuales más bien adorna que es por ellos adornada”. San Juan
-“Reina de todos y más gloriosa que los reyes todos de la tierra” San Germán de Constantinopla.

La liturgia también añade el capítulo 12 del Apocalipsis donde la Iglesia y los Padres han visto siempre referencia a María aunque directamente se refiera a la Iglesia: “Y apareció una Mujer que tenía la luna como escabel de sus pies y estaba coronada con doce estrellas”. En el tiempo Pascual se canta el “Reina del cielo”, “Ave Regina coelorum”, “Ave Domina Angelorum”… En las Letanías lauretanas se invoca la Realeza de María cuando se recita “Reina de los ángeles, Reina de los patriarcas, Reina de los profetas, Reina de los apóstoles, Reina de los mártires, Reina de los confesores, Reina de las vírgenes, Reina de todos los santos, Reina concebida sin pecado original, Reina asumpta al cielo, Reina del Santísimo Rosario, Reina de la familia, Reina de la paz”.

El mundo artístico sería un buen reflejo de esta temática mariana, expresada ya desde el siglo XIII en el campo literario en los textos de Dante en su célebre “Divina Comedia”, que sitúa la escena en el noveno cielo, recogiéndola posteriormente autores castellanos de la talla de Pedro López de Ayala (1332-1407), el Marqués de Santillana (1398-1458), Juan del Enzina (1469-1529), Fray Ambrosio de Montesino (1488-1512), Gil Vicente (1470-1539), Alonso de Bonilla, Alonso de Ledesma (1562-1623), o el propio Fray Luis de León en estos magníficos textos:

De ángeles sois llevada,
De quien servida sois desde la cuna:
De estrella coronada
Cual reina habrá ninguna
Pues por chapín lleváis la blanca luna.

Las artes plásticas fueron también muy pronto testigo de la nueva advocación mariana. Desde el período bizantino, María comenzaría a ser representada sobre un trono real llevando al Niño Jesús en sus brazos, como lo muestra la tabla del siglo VI conservada en la iglesia de Santa María in Trestevere en Roma. Sería en Occidente donde el tema iconográfico de la Coronación de María tuvo un amplio desarrollo, con múltiples variantes a la hora de ser representada, siendo las más usadas la Virgen Coronada por los ángeles, de raíces orientales, la Virgen Coronada por Cristo como Reina de los Cielos, muy dado en el mundo bizantino, como podemos observar en el mosaico del ábside de Santa María la Mayor de Roma, y María coronada por la Trinidad, que popularizaron autores de la talla de El Greco (siglo XVI) o Velázquez (1642), inspirada a su vez en su grabado de Durero.

Ábside de Santa María la Mayor de Roma

Tímpano de la catedral
Coronación de la Virgen. El Greco.

Coronación de la Virgen. Velázquez
El arte hispalense cristiano desde la época medieval recogería ya algunas interesantes muestras de esta temática mariana en las pinturas murales del siglo XIV, conocidas como la Virgen de Rocamador (Parroquia de San Lorenzo), o la Virgen de la Antigua (Catedral de Sevilla), plasmada como vírgenes coronadas por ángeles.
Virgen de Rocamador. Sevilla
Virgen de la Antigua. Sevilla
Posteriormente en el mundo barroco se popularizaría el motivo iconográfico, siendo una interesante muestra la obra que Andrés de Ocampo realizaría para el Convento de Montesión, hoy conservada en el Museo de Bellas Artes de Sevilla, y la pintura que Lucas Valdés realizara a principio del siglo XVIII, conservada hoy en el coro bajo del Convento de Santa Paula, conociéndose una variación hecha por el taller del pintor que es la que se ubica en el Hospital de la Santa Caridad, preciosos ejemplos de la representación de María coronada por la Santísima Trinidad.

Virgen de la Asunción con corona, cetro y
bastón de mando por ser Patrona de Estepa
La Virgen María se empezó a representar con vestido y corona de reina, especialmente en las tallas de vestir a partir del siglo XVI y durante el barroco del siglo XVII y XVIII. Los reyes y nobles empezaron a regalar sus mantos y ropas a las imágenes, amén de aparecer dicha iconografía en pintura y escultura. La Realeza de María se simboliza en las Dolorosas en la corona, símbolo de la soberanía, y en las imágenes de Gloria en la corona y el cetro, símbolo de la autoridad. Las imágenes lucen también joyas admirables que le han sido donadas por los fieles a lo largo de la historia, como broches, collares, anillos o pulseras que manifiestan el cariño por la Virgen, exaltándose como la reina enjoyada con oro de Ofir que se cantara en el salmo 44:

De pie a tu derecha está la reina,
enjoyada con oro de Ofir.
Hijas de reyes salen a tu encuentro,
de pie a tu derecha está la reina,
enjoyada con oro de Ofir.
Escucha, hija, mira: inclina el oído,
olvida a tu pueblo y la casa paterna,
prendado está el rey de tu belleza;
póstrate ante él, que él es tu Señor.
Las traen entre alegría y algazara,
van entrando en el palacio real.


Virgen de los Dolores con corona de reina

La imagen puede llevar también el bastón de mando de Alcaldesa perpetua cuando es patrona, estar condecorada con la medalla de oro de la ciudad o la villa y rendirle honores militares, imponiéndoles el fajín de General, rojo de entorchados y borlas confeccionadas en hilo de oro.

La Realeza de María fue instituida como Verdad Fundamental en 1954 por Pío XII, celebrándose su festividad el 22 de agosto. El Cabildo de San Pedro de Roma permite celebrar el acto litúrgico de la Coronación Canónica de María Santísima, bien mediante bula pontificia o mediante otorgamiento del obispado, a aquellas imágenes que cumplan una serie de requisitos.


Coronación Canónica de Mª Stma de la Esperanza de Estepa. 2002
Artículos consultados:
-Realeza de la Virgen María. Rafaes
-Fiesta de María Reina. Aciprensa
-La Coronación de la Virgen María como Reina del Universo. Franciscanos.org
-22 de agosto, fiesta de la Realeza de María. La Opinión Cofrade.
-Coronación de la Virgen María como reina de todo lo creado. Foros de la Virgen.
-La Realeza de María. L Aniversario de la Proclamación. Rafaes
-Los símbolos del poder. Demetrio E. Brisset Martín. Gazeta de Antropología.
-La coronación de la Virgen en la decoración de los tímpanos góticos españoles. M. Axcárate de Luxán. Universidad Complutense de Madrid.
-La iconografía de La Coronación de la Virgen en la pintura italiana bajomedieval. Análisis de casos. J. M. Salvador González. Universidad Complutense de Madrid.
-Las Coronaciones Canónicas en Andalucía. La Hornacina
-Los nueve requisitos para coronar a una Virgen. M. J. Rodríguez Rechi. La Hornacina
-Significado del rito de coronación de una imagen de la Virgen. Francisco Conesa. Universidad de Navarra.
-Coronación Canónica de María Santísima de la Esperanza. Devociones de Estepa.
-X Aniversario de la Coronación de la Esperanza. Devociones de Estepa.
-Vestidos de la Virgen María, la Virgen del Rocío. Brabander, artículos religiosos.

21/8/17

EL FAJÍN MILITAR EN LAS IMÁGENES DE LA VIRGEN DE ESTEPA



El fajín militar, cuyo nombre correcto es faja, se utiliza por los generales cuando visten de paisano con traje oscuro, esmoquin o frac siendo, por lo general, de seda natural y tejida en punto español. Los militares utilizan normalmente el rojo y el celeste para cualquiera de las tres armas que componen el campo militar, como son, tierra, mar y aire. Así mismo, existe otro tipo de fajín de color violeta. Las condecoraciones militares se ponen siempre en el lado del corazón, motivo por el cual se hace lo mismo con los fajines, ya que su color rojo representa, simbólicamente, la sangre que el militar en cuestión está dispuesto a derramar por su patria si fuese necesario y se le concede a los oficiales del cuerpo cuando ascienden al cargo de general, estableciéndose de esta forma el rango que se adquiere en la graduación. Igualmente, en estos casos al militar se le obsequia con la Gran Cruz al Mérito Militar si es del Ejército de Tierra, la Gran Cruz al Mérito Aeronáutico si pertenece al Ejército del Aire o la Gran Cruz al Mérito Naval si corresponde al Ejército de la Armada.

El fajín de color rojo lleva, casi siempre, dos elementos que lo caracterizan y distinguen como son los entorchados y los flecos. Los entorchados, vulgarmente conocidos como nudos, son una especie de anillo que circunda el tejido con una hoja de laurel bordada en canutillo de oro que indica el rango militar de la persona que lo lleva. Así, mientras más entorchados tenga, mayor será el cargo ostentado. De esta forma, los que tienen un nudo corresponden a general de brigada y contraalmirante, los de dos a general de división y vicealmirantes, los de tres a teniente general y almirantes y los de cuatro a general del ejercito como son el jefe del Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), jefe del Estado mayor del Ejercito de Tierra (JEME), almirante general jefe del Estado Mayor de la Armada (AJEMA) y jefe del Estado Mayor del Ejercito del Aire (JEMA). Igualmente, también lleva cuatro nudos el de capitán general de los Ejercitos, cargo que sólo ostenta el S.M. el Rey de España. Los flecos que penden de los borlones pueden ser de canutillo de oro, porque el fajín es de gala, o rojos de seda, si es de diario. La cabeza del borlón la podemos encontrar lisa de pasamanería o bordada en oro y con motivos heráldicos o militares de metal.

El fajín de color celeste se concede a los comandantes, coroneles y teniente coroneles y se obtiene a modo de condecoración cuando el militar realiza el Curso del estado Mayor y asciende al primero de estos, conocido vulgarmente como jefe. El celeste, al contrario que los rojos, carece de entorchados y lleva siempre sus flecos del mismo color que el tejido, que es también de seda, y la cabeza de borlón dorada.

El fajín de color violeta, y menos común, es el distintivo que se le concedía al militar cuando había colaborado en la campaña participativa de la Guerra Civil, razón por la cual lleva un pasador dorado de metal con las fechas 1936-1939. En este caso carece de nudos y es todo él del mismo color.

Dentro de las hermandades, se celebra el acto de donación del fajín de un general que lo cede a la imagen de la Virgen a la que mayor devoción tiene. El fajín militar se convierte así en una prenda o distintivo que la Virgen posee en su ajuar como elemento decorativo o simbólico que viene a engrandecer el porte de majestad que se le imprime a la imagen de María Santísima para presentarla ante los ojos de los fieles. Para que la donación del fajín a una imagen obtenga el mayor honor, debe de entregarse en el mismo acto la máxima distinción concedida al militar en cuestión, si este no se encuentra ya en activo. En caso contrario se le entregaría una copia del citado galardón.

En Estepa, las imágenes de la Virgen que tienen en su ajuar un fajín militar lo usan en besamanos y en la salida procesional. Estas imágenes son:

-Mª Stma de los Dolores, dolorosa de la Hermandad de Jesús Nazareno. Fue donado en 1999 por D. Francisco de Borja de Arteaga y Martín, XVII Marqués de Estepa. Un distintivo de Capitán General del Ejército que perteneció a su padre, D. Iñigo de Arteaga y Falguera, XVIII Duque del Infantado y XVI Marqués de Estepa.


 -Ntra. Sra. de la Paz, dolorosa de la Hermandad del Dulce Nombre de Jesús. Fue donado el 24 de enero de 2004 por D. Antonio Díaz Rojas, General de División del Ejército del Aire.




-Ntra. Sra. de los Remedios, de la Hermandad de gloria homónima. Fue donado por el Sr. Comandante D. Francisco B. Ramírez Ortiz, Capitán General de la Región Militar de Levante.



-Ntra. Sra. de la Asunción, Patrona de Estepa, de la Hermandad de gloria homónima. Fue donado por D. José Luis Díaz Luque, General de División de la Guardia Civil.


Información del artículo:
-El fajín militar y las Vírgenes de Sevilla. Daniel Villalba. Boletín de las Cofradías de Sevilla. Nº 634. Diciembre 2011.

2/8/17

NTRA. SRA. DE GRACIA Y LOS FRANCISCANOS



La advocación de Nuestra Señora de Gracia tiene sus orígenes en el saludo que el arcángel San Gabriel pronunció a María en Nazaret anunciándole la buena nueva: “Alégrate, favorecida –agraciada-, el Señor está contigo” (Lc 1,28), que podemos encontrar también en el Ave María: “Dios te salve María, llena eres de Gracia”. El emisario de Dios presenta a María, una joven nazarena, los planes de maternidad y de salvación que Dios tiene sobre ella. Esta advocación que recuerda la Anunciación a la Virgen subraya la preferencia de Dios sobre María: Madre del mediador Jesús, es también madre del autor de la gracia y dispensadora de gracia.


En este título la Iglesia reconoce el lugar que ocupa María en la obra de la redención como madre de la Gracia, es decir, madre de Cristo, y, por el ejercicio de esa maternidad, extensible a todo el género humano, María es reconocida como mediadora de todas las gracias. “Por su amor materno, dice el Concilio Vaticano II, cuida de los hermanos de su Hijo que peregrinan y se debaten entre peligros y angustias y luchan contra el pecado hasta que sean llevados a la patria feliz”. Este cuidado y protección hace que el pueblo cristiano le reconozca como abogada, auxiliadora, socorro o mediadora.

Este reconocimiento, si bien es verdad que ha sufrido un largo proceso de prudencia en la exposición del magisterio eclesial, toma carta de ciudadanía en el capítulo 8 de la Constitución dogmática Lumen Gentium, donde se expone ampliamente la función de María en el misterio de Cristo y de la Iglesia, explicando cuidadosamente el significado y contenido de la “mediación” de la Virgen en la economía de la gracia. Dice el Concilio: “La función maternal de María para con los hombres de ningún modo oscurece ni disminuye la única mediación de Cristo, sino que muestra su eficacia. En efecto, cualquier influjo salvador de la Santísima Virgen en los hombres nace, no de alguna necesidad objetiva, sino del beneplácito divino y deriva de la superabundancia.

Virgen de Gracia. Carmona
Los primeros santuarios dedicados a Nuestra Señora de Gracia se remontan a la Edad Media y se pueden encontrar por toda la geografía peninsular. Del siglo XVIII data la devoción en Belmonte (Cuenca) y en Carmona (Sevilla), y del siglo XIV en Puertollano (Ciudad Real), Biar (Alicante) y Villarreal (Castellón), muchas de ellas relacionadas con un hallazgo milagroso de la imagen y la protección de la peste, la hambruna u otra calamidad sobre la población, lo que le hace ser nombrada como patrona y protectora.

Pero el culto de María bajo el nombre de Nuestra Señora de Gracia se relaciona principalmente con la Orden de San Agustín, situándose el comienzo de esta advocación en la orden a finales del siglo XVIII. San Agustín fue reconocido a lo largo de todo el medievo como “Doctor de la Gracia”, es decir, como el teólogo que de manera más clara trató, teológicamente, la economía de la Gracia, el don de Dios entregado en el Hijo. Agustín estudió, como ningún otro Padre de la Iglesia, al hombre bajo el efecto del pecado y al hombre bajo el efecto de la gracia sacramental. Esto dio pie para que algunos escritores vincularan el título mariano “de Gracia” a la vida y labor de San Agustín.

Prueba de ello es que ya en el Capítulo General de Orvieto (1284) se reza la oración “Benedicta tu”, que constaba de tres salmos y tres lecciones, en honor de la Virgen de Gracia. La advocación es el título más antiguo en el culto mariano de la Orden, acompañándose posteriormente de otras advocaciones como Socorro, Consolación y Correa o Buen Consejo. Durante el siglo XIV, XV y XVI se fundaron numerosos conventos agustinos bajo el nombre de Gracia como Perpiñán (1317), Lérida (1329) y Fraga (1382) en la provincia de Aragón; o el femenino de Madrigal de las Altas Torres (1350) en la provincia de Castilla. En Valencia se levantó una capilla del desaparecido claustro del convento hacia 1370, contando con el patrocinio del rey Enrique II de Castilla. Las primeras cofradías organizadas en honor a la Virgen de Gracia surgieron en los conventos de Valencia y Lisboa hacia 1401.

La mayor difusión de esta advocación entre los conventos agustinos se produjo a partir del siglo XVI, dedicando conventos bajo este título en Italia y extendiéndose por Asia y América del Sur durante las misiones agustinas. En los conventos se extendió la leyenda según la cual la Virgen de Gracia habría impedido que el Papa quitara a la Orden el hábito blanco que se vestía entonces en su honor. En el siglo XVII llega a ser considerada como propia de la Orden, formalizándose en 1807, cuando el Papa Pío VII, a instancias del P. José Menocchio y del Vicario General, concedió a la Orden de San Agustín facultad para incluir en su propia liturgia la festividad en honor de la Virgen Nuestra Señora de Gracia, con Misa y Oficio propios. Se celebraría el 25 de marzo, en clara alusión a la escena de la Anunciación del ángel a María, tal y como se representa, por ejemplo, en el altar mayor de la iglesia del monasterio de Madrigal de las Altas Torres. No obstante, en el calendario litúrgico de la Orden de San Agustín la festividad se celebra el 8 de mayo.

Esta advocación no es exclusiva de la Orden de San Agustín. La Orden de los Siervos de María siempre ha mantenido esta conmemoración de función maternal y el papel mediador de la Virgen, teniendo asignada misa propia. Los franciscanos, mínimos, jerónimos y trinitarios descalzos también tienen conventos dedicados a Ntra. Sra. de Gracia.

La iconografía de Nuestra Señora de Gracia se representa bien en la Anunciación, o bien en la Maternidad acompañándose del Niño Jesús. María se alegra por encargar a su Hijo, que llevará a cabo la redención de los hombres y ella será así la Madre corredentora, la “Mediadora de todas las Gracias”, como “Madre de la Gracia”, que es Cristo. Esta advocación resalta la cualidad divina que Dios puso en María.

La devoción a Ntra. Sra. de Gracia en la villa de Estepa se remonta a la antigua ermita de San Cristóbal, situada en el extremo occidental del cerro homónimo junto a un camino o vereda que dirigía hacia la fortaleza medieval que fue reconstruida por la Orden de Santiago, a la que se le había encargado el control de la villa desde 1267. El primer dato que se conserva sobre la ermita de San Cristóbal data de finales del siglo XVI con motivo de la llegada a estepa de los padres franciscanos y su interés por levantar el convento en torno a esta ermita. Sin embargo, la construcción de la ermita se puede situar en la época santiaguista, lo que la situaría a finales del siglo XV o principios del XVI.

Hacia 1590 los franciscanos intentaron fundar el convento a las afueras de la población, pero no fue hasta 1602, tras la fundación del cenobio de monjas clarisas, cuando su presencia fue justificada y recibió el apoyo de D. Juan Bautista Centurión, marqués de Estepa. En 1614 el Concejo les donaba los terrenos para la huerta y les entregaba la Ermita de San Cristóbal, inaugurando su nueva iglesia en 1646. La ermita pasó pues a manos de los frailes pero con la condición de que en el cuerpo de la iglesia habían de hacer un altar y tabernáculo para San Cristóbal y que habían de permitir que los devotos sacasen en procesión la imagen el día del Corpus. La devoción a la Virgen de Gracia existía ya en la ermita de San Cristóbal junto a la del santo protector de los viajantes y transportistas. En el siglo XVIII con la construcción del retablo barroco la imagen de San Cristóbal fue situada en el ático del retablo, siendo la dedicación del templo y del retablo mayor a Ntra. Sra. de Gracia, que posee camarín propio.



La norma generalizada entre las órdenes mendicantes, a raíz de su institucionalización apostólica, era la de aprovechar devociones antiguas ya establecidas en las villas donde se asentaban y acomodarlas a su manera de pensar. Esto fue lo que pudo haber pasado en un primer momento entre la Orden de San Agustín y la devoción establecida a la Virgen de Gracia; y en Estepa pudo haber ocurrido igual entre la Orden de San Francisco de Asís y la devoción existente con anterioridad a San Cristóbal y la Virgen de Gracia. Los franciscanos a principios del siglo XVII en Estepa eran foráneos del lugar, por lo que al tomar la ermita decidieron mantener las devociones principales que allí había y así no molestar a los feligreses que acudían a la ermita. Las advocaciones principales a la Virgen María en la Orden franciscana son la Inmaculada Concepción, cuya defensa y propagación del dogma fue reconocida por Pío IX en 1854, y Nuestra Señora de los Ángeles, que era la advocación a la que estaba dedicada la Porciúncula o primera capilla que fue dada a San Francisco de Asís para los Hermanos Menores.

La imagen de Ntra. Sra. de Gracia que se venera en el camarín del altar mayor de la iglesia conventual de los padres franciscanos es una talla de candelero para vestir, datada a finales del siglo XVIII y relacionada con la obra del antequerano Miguel Márquez. La Virgen sostenía entre sus brazos la imagen del Niño Jesús, pero debido a una restauración poco afortunada la imagen del Niño fue retirada dejando la iconografía histórica de esta imagen incompleta. El retablo mayor del templo se relaciona con la obra del taller lucentino de Francisco José Guerrero a mediados del siglo XVIII y el camarín de la Virgen está rematado por una cúpula semiesférica y dividida en secciones adornadas con molduras doradas. Ntra. Sra. de Gracia, situada sobre un trono de madera policromada y acompañada de ráfaga, corona y cetro de plata, bendice desde el altar a todos los estepeños y foráneos que acuden a la iglesia y al convento franciscano que están bajo su advocación.



Artículos relacionados:
-Advocaciones marianas en la Orden de San Agustín. JM. Benítez Sánchez. Advocaciones marianas de Gloria. San Lorenzo del Escorial. 2012
-Nuestra Señora de Gracia. C. Jordá Sánchez. Crónicas históricas de Requena. 2014
-La llegada de los franciscanos a Estepa. Devociones de Estepa. 2015
-400 años convento de los franciscanos en Estepa (1603-2003). Devociones de Estepa. 2009
-La ermita de San Cristóbal. Devociones de Estepa. 2009
-Primer Simposio. Cuatro siglos de presencia de los franciscanos en Estepa. Ed. Iltmo. Ayto. de Estepa. 2003
-La iglesia conventual franciscana de Nuestra Señora de Gracia: estudio histórico-artístico. Díaz Fernández, E. Primer Simposio. Cuatro siglos de presencia de los franciscanos en Estepa. Ed. Iltmo. Ayto. de Estepa. 2003

CARTA DE EDICIÓN

El blog Devociones de Estepa nació en la cuaresma de 2009 y tuvo como motivo de inspiración la oportunidad de dar a conocer la Semana Santa de Estepa a través de los nuevos medios de comunicación. El objetivo principal era recopilar información de las Hermandades y Cofradías de Estepa así como mostrar nuestras tradiciones y costumbres. El blog se definió con carácter divulgativo, y por lo tanto, al carecer de carácter lucrativo, se ha rechazado sistemáticamente toda propuesta económica que hemos recibido. Sólo se ha permitido artículos relacionados con la información cofrade o que tuvieran carácter benéfico.

Para llevar a cabo este trabajo, se inició en el blog la recopilación de artículos que procedían principalmente de los boletines y libros de las Hermandades estepeñas, el
Ayuntamiento de Estepa en sus diversas publicaciones, blogs dedicados a la Historia y Semana Santa de Estepa y por último la información que se daba en las redes sociales. Para acompañar a estos artículos se escogían fotografías que se encontraban en los diferentes medios ya mencionados. Tanto los artículos como las fotografías publicados en estos medios no habían sido realizados para el blog.

Desde el blog se ha trabajado también por la investigación propia y de esta forma se han publicado artículos nuevos de información, a los que se le han dedicado un gran esfuerzo. Siguiendo la misma idea, se han realizados también fotografías propias que no se han firmado, pero que han aparecido tanto en el blog como en nuestra página de Cofrades. La idea del blog siempre ha sido compartir y dar a conocer, por lo que siempre se ha permitido la utilización de estas imágenes y de estos artículos. Sólo los que han llevado a cabo la aventura de crear un blog, pueden reconocer las numerosas horas, esfuerzo e ilusión que se le dedica a un proyecto de estas características, y es por ello por lo que conocemos de primera mano la importancia que para un creador de blog tienen los contenidos propios que ha realizado. Por eso, queremos disculparnos con aquellas personas que se hayan sentido ofendidas por la publicación de sus trabajos y retiraremos aquellos trabajos que no quieran que aparezcan en este blog. Sólo indicar que el blog no llega a asumir la autoría de estas fotografías y artículos, y que por lo tanto se expresa su autor o autores al final de cada artículo.

De igual manera, queremos mostrar nuestra gratitud a todas las personas que se han puesto en contacto con el blog para publicar sus artículos y fotografías. Sabemos la ilusión y confianza que han depositado en el blog y se lo agradecemos enormemente.

ALTAMENTE RECOMENDABLE

-El Niño Jesús de Praga. Origen e iconografía (La Hornacina)

-Hermandad del Resucitado en Estepa (s.XVII) (Historia de Estepa)

-Estepa celebra el Día de Andalucía con una gran nevada (Web Ayto.)

-El patrimonio cofrade: pintura y escultura (La Hornacina)

-El patrimonio cofrade: arquitectura (La Hornacina)

-El patrimonio cofrade: retablos (La Hornacina)

-El patrimonio cofrade: andas, pasos y carros (La Hornacina)

-Cristo del Amor y "de las Ánimas" (Historia de Estepa)

-Jesús recogiendo sus vestiduras después de la flagelación (s. XV-XX)(La Hornacina)

-El legado de Murillo vuelve a Sevilla (ABC)

-Recuperación visual del patrimonio perdido (El Correo)

-Así fue posible el expolio de España (ABC)

-El Padre Alfonso (Desde la alcazaba)

-Jesús Nazareno de Francisco Javier Triano, recuperación histórica (Blog Alejandro Blanco)

-Las torres gemelas de Écija... y Estepa (Écija Historia)

-Restauración de la fachada de la Casa-Palacio Marqués de Cerverales (Blog Antonio J. Robles)

-Las Cruces de Piedra (Desde la Alcazaba)

-Custodia y Cruz Parroquial (Blog de Antonio Solís)

-450 años del Convento de Padres Mínimos de la Victoria (Desde la Alcazaba)

-El Cristo de Raíz (Marcelo D. Fdez, Desde la Alcazaba)

-Restauración del San Francisco de Paula de Omnium Sanctorum (La Hornacina)

-Restauración del San Antonio de Padua de Omnium Sanctorum (La Hornacina)

-Restauración del grupo de la Piedad de Juan de Mesa (HSS)

-Entrevista a "Pepe Romero" (La Voz Cofrade de Osuna)

-San José y Ntra. Sra. del Carmen (Raúl Cejas)

-La Iglesia de la Asunción en Estepa (La Hornacina)

-Cuando el Niño Dios se pierde por las calles (Simplemente Capillita)

-Al salir fuera Pedro lloró (Simplemente Capillita)

-El Cristo de las Aguas Santas. Estepa (Blog Las Aguas)

-Torre de la Victoria (Victoria Málaga)

-Conservación y Restauración San Francisco de Asís. Informe. (IAPH)

-Conservación y Restauración Cruz parroquial de Estepa. Informe. (IAPH)

-Restauración de la cruz parroquial de Santa María (La Hornacina)

-Selecciones: III Centenario de José de Medina (La Hornacina)

-Selecciones: III Centenario del nacimiento de Andrés de Carvajal (La Hornacina)

-Selecciones: La obra de Luis Salvador Carmona (La Hornacina)

-Selecciones: Francisco Salzillo (La Hornacina)

-Don Lorenzo Suárez de Figueroa (I) (II) (III) (Desde la Alcazaba)

-La Torre del Homenaje del Castillo de Estepa (I) (II) (Desde la Alcazaba)

-El Zoílo (El zoom de Monet)

-Viacrucis (El zoom de Monet)

-Burguillos Viajero: Estepa (I)

-Burguillos Viajero: Estepa (II)

-Foto Hobby: Estepa algo más que buenos polvorones

-Estepa, la monumental ciudad en la cuenca del Guadalquivir (Kuviajes)


-La firma de Cervantes en Estepa. ABC

-La Ruta de los Olores

-Visita cultural cofrade a Estepa (Blog Las Aguas)

COLABORA CON EL BLOG

Nos gustaría saber:

-Datos de la restauración de Pérez Conde a la Virgen del Valle en 1991 y procedencia de la talla mariana cuando fue adquirida.

-¿Quién fue Jacinto Calsina, escultor de Mª Stma. de la Esperanza?

-¿Quién hizo a Mª Stma. de la Amargura, San Juan Evangelista y María Magdalena de la Hermandad del Calvario tras la Guerra Civil?

-Adquisición de Jesús Cautivo en los años 50 del siglo XX.

-Localización de los retablos de la desaparecida Ermita de la Concepción: retablo mayor del templo, retablo del lienzo de la Inmaculada Concepción y retablo de San Fausto.

-Virgen de las Angustias: José de Medina o Diego Márquez.

-Obras realizadas por Manuel Escamilla Cabezas (s. XX).

-Obras realizadas por Antonio Gavira Alba (s. XX)

-Historia del Consejo General de Hermandades y Cofradías de Estepa

Nos gustaría encontrar:

-Fotografías de la visita de Nuestro Padre Jesús al Convento de Santa Clara en 1995.

-Fotografías de la salida extraordinaria de Mª Stma. de los Dolores de San Pedro en 2001.

-Fotografías de la salida extraordinaria de San Pedro Apóstol por los 50 años de la refundación de la Hermandad en 2003.

-Fotografías del traslado cuaresmal del Stmo. Cristo de las Penas a la Iglesia de la Asunción.

-Cartel conmemorativo del 50 aniversario de la Hermandad de las Angustias.

-Cartel conmemorativo del 50 aniversario de la Hermandad de los Estudiantes

-Cartel conmemorativo del 350 aniversario del Juramento a la Inmaculada Concepción de María (Hdad. San Pedro)

-Fotografías e información de la exposición "Las devociones populares en las colecciones privadas estepeñas"

-Fotografías de los retablos de la Iglesia de la Victoria que se encuentran en:

-Retablo Mayor (Iglesia de Santiago-Herrera)
-Retablo de San Francisco de Paula (Iglesia de la Encarnación-Casariche)
-Retablo de Ntra. Sra. de los Dolores (Iglesia de Santiago- Puente Genil)
-Retablo Virgen de las Angustias (Iglesia de Santiago – Puente Genil)
-Retablo de San Francisco de Sales (Iglesia de Santiago – Puente Genil)
-Retablo de Jesús Nazareno (Iglesia de Omnium Sanctorum – Sevilla)
-Retablo Ntra. Sra. de la Candelaria (Puebla de Cazalla)
-Retablo de Santa Lucía (Iglesia del Socorro – Badolatosa)
-Retablo de San Blas (Iglesia del Rosario – El Rubio)
-Púlpito de la Iglesia (Iglesia del Corpus Christi – Sevilla)

HORARIO DE MISAS

HORARIO DE MISAS

INFORMACIÓN TURÍSTICA

Torre Ochavada-Cerro de San Cristóbal:
-Lunes a Viernes: 9:30 h a 14:00 h; 16:00 a 18:30 h
-Festivos y fines de semana: Abre a las 10:00 h
Tlf: 955 914 704; turismo@estepa.es; turismoestepa1@gmail.com

Oficina Municipal de Turismo-Ayto de Estepa:
-Lunes a Viernes: 7:30 h a 15:00 h
Tlf: 955 912 717, extensión 526

Punto de la Estación de Autobuses:
-Festivos y fines de semana: 10:00 h a 14:30 h y de 16:30 h a 18:30 h.

Proyecto de Cáritas Estepa:
-Horario de apertura de las iglesias a los fieles

EQUIPO DE PRIOSTÍA

EQUIPO DE PRIOSTÍA
devocionesdeestepa@gmail.com
“La Cultura debe considerarse como el bien común de cada pueblo, la expedición de su dignidad, libertad y creatividad, el testimonio de un camino histórico. En concreto, sólo desde dentro y a través de la cultura, la fe cristiana llega a hacerse histórica y creadora de historia.”

Juan Pablo II Exhortación Apostólica, “Christifidelis laici”

Estamos también en

Estamos también en
Visita nuestro blog en Cofrades

Síguenos en

Y en

Y en

Google+ Followers

Amigos Cofrades

CONTADOR